Fidel Ernesto Vásquez I.

“Patria es Humanidad”

Archive for 13/02/09

Trotsky versus Stalin

Posted by Fidel Ernesto Vásquez I, en 13 febrero 2009

EHK-fidelvasquezPor  EHK -Euskal Herriko Komunistak

El Trotskismo es una tendencia dentro del marxismo y, por ende, del movimiento comunista internacional, desarrollada en gran parte por León Trotsky que, en términos generales, representa una contraposición a la visión que aplicó Stalin del marxismo-leninismo y a sus teorías sobre “socialismo en un solo país” y la “revolución por etapas”. Se sustenta, como principal motor teórico y político, en la Teoría de la revolución permanente. Otra característica que define la estrategia trotskista es el denominado “entrismo” en las organizaciones de masas de orientaciones socialistas, como forma de facilitar la inserción de los partidos adheridos a la IV Internacional en el movimiento obrero, atrayendo al sector más avanzado a su programa.

La lucha a muerte contra el trotskismo empieza con la política auspiciada por el estalinismo tras la muerte de Lenin. La fracción que encabezaba Stalin subordinó los intereses de la revolución proletaria en todo el mundo a los intereses de la URSS, representados por una nueva casta social, la burocracia, relativamente privilegiada en la Rusia aislada, atrasada y cercada por el imperialismo. Algunos principios del leninismo, como el del control de las masas sobre sus representantes, fueron abandonados.

Mucho se ha escrito sobre las dos tendencias- aparentemente opuestas- que han representado ambos pensadores y revolucionarios rusos. En el caso de León por lo que se ha difundido acerca de su tesis de la “revolución permanente” y en el de Stalin por la defensa ciega de la revolución soviética a costa de hacer orbitar en derredor suyo al resto de organizaciones revolucionarias de los demás Pueblos del planeta.

Decimos aparente contradicción, porque en realidad no hay tal. Para Trotsky “las fuerzas productivas actuales han superado hace mucho tiempo las barreras nacionales. La sociedad socialista es irrealizable dentro de los límites nacionales. Solamente una federación europea y después mundial de repúblicas socialistas, puede abrir el camino para una sociedad socialista armoniosa”. He aquí lo que dijo en la introducción a su libro La Revolución Permanente escrito en 1930: “La revolución socialista empieza dentro de las fronteras nacionales, pero no puede circunscribirse a ellas. La circunscripción de la revolución proletaria dentro de un territorio nacional no puede ser más que un estado transitorio de cosas aunque, como lo demuestra la experiencia de la Unión Soviética, sea prolongado. En una dictadura proletaria aislada, las contradicciones interiores y exteriores inevitablemente crecen junto con los éxitos. De continuar aislado, el Estado proletario más tarde o más temprano caería víctima de dichas contradicciones. Su única salida estriba en el triunfo del proletariado de los países más adelantados.” Todos los análisis le llevan a la misma conclusión: sin revolución en occidente el bolchevismo será liquidado por la contrarrevolución interna, la intervención extranjera, o una combinación de ambas. Lenin subrayó una y otra vez que la burocratización del estado soviético no era un problema teórico u organizativo, sino el comienzo potencial de la degeneración del estado obrero. La implosión acaecida en 1989 en la URSS y en todo el bloque denominado “de socialismo real” parece concederle razón en sus planteamientos.

Lee el resto de esta entrada »

Posted in General | Leave a Comment »