Fidel Ernesto Vásquez I.

“Patria es Humanidad”

Archive for 9/10/09

Evo va por dos tercios de los votantes en diciembre

Posted by Fidel Ernesto Vásquez I, en 9 octubre 2009

Este 6 de diciembre Evo debe ganar, pero ese triunfo tiene que ser con una contundente victoria, que le permita sin sobresaltos desarrollar una política de implementación de la nueva Constitución.

Evo-Morales-Fidel Ernesto VásquezPor José Justiniano Lijerón

El voto consciente y riguroso que llevó al gobierno a Evo Morales y al proyecto de cambio en Bolivia en diciembre del año 2005, fue una votación histórica en la vida republicana del país del 54 por ciento de los electores.

Luego en el referéndum revocatorio de agosto del 2008, donde el pueblo boliviano superando su apoyo, lo volvió a ratificar en la Presidencia de la república con una mayoría absoluta del 67.41 por cientode los votantes, nos demuestra palpablemente el grado de consciencia de los explotados y excluidos bolivianos en sostener con su voto y sus luchas la decisión de cambiar la situación imperante hasta entonces en nuestro país, además en enero del presente año nuevamente se hizo sentir este voto consciente de apoyo al proceso, cuando nuevamente fue convocado el pueblo a dirimir si un latifundio en Bolivia debería ser considerado de 5.000 ó 10.000 hectáreas de tierra, y el soberano votó por 5.000 hectáreas en un 90.65 por ciento y al mismo tiempo por la aprobación de la Nueva Constitución Política del Estado Plurinacional, el voto ciudadano fue nuevamente contundente con una mayoría absoluta del 61.43 por ciento.

Esta es la muestra más evidente del sustento electoral de los y las ciudadanas de nuestro país a las políticas desarrollada por el gobierno, en benéfico de las mayorías excluidas del país que, hoy como nunca se sienten actores y sujetos de esta nueva Bolivia,que ha decidido transitar por los caminos de la liberación del sometimiento al que estaba sometida por parte de las clases dominantes, sirvientes a intereses foráneos especialmente a los dictados del imperio norteamericano.

Lo que garantiza además la votación mayoritaria en favor del proyecto de cambios, es la certeza de que en el futuro este gobierno acelere y profundice el proceso, pues estos cuatro años de gestión han servido de un aprendizaje a paso forzado sobre cómo gestionar un estado en favor de las mayorías. Este mandato actual estuvo plagado de sabotajes y subversiones de una derecha que se resiste a perder sus privilegios de clase, sintiéndose siempre apoyada y sostenida por quienes eternamente nos han considerado su patio trasero, al tener a gobernantes títeres dóciles dispuestos siempre a entregar nuestros recursos naturales en condiciones miserables a la voracidad extranjera.

Lee el resto de esta entrada »

Anuncios

Posted in General | Leave a Comment »

EL BLOQUE HISTORICO

Posted by Fidel Ernesto Vásquez I, en 9 octubre 2009

Gramsci es considerado por muchos como un “teórico de la coyuntura”. Esta apreciación puede explicarse en parte por el intento de Gramsci de aprehender a cada sociedad como un concreto histórico.

No aparece en Gramsci la eventual explicación o previsión de acontecimientos a través de leyes sociológicas, ni la posibilidad de explicar una formación histórica a partir de un modo de producción.

Por el contrario, cada sociedad es un producto complejo que se condensa como sistema hegemónico en donde la estructura y superestructura forman un bloque histórico que se constituye como reflejo del conjunto de las relaciones sociales de producción. En este sentido, un grupo hegemónico es aquel que representa los intereses políticos del conjunto de grupos que dirige. La estructura, por consiguiente, es concebida como un conjunto de relaciones sociales en un determinado período histórico que marca el campo posible de un movimiento social.

El concepto crisis en Gramsci está íntimamente relacionado con su particular visión de la conformación del Estado burgués.

Para Gramsci “el estado es hegemónico, es el producto de determinadas relaciones sociales, el complejo de actividades con las cuales las clases dirigentes justifican y mantienen su dominio y logran obtener el consenso activo de sus gobernados. Las instituciones son el escenario de la lucha política de clases”. El Estado se constituye por agregación. Un estado es fuerte en la medida en que la clase dominante logra despojarse de sus intereses corporativos e incorpora los intereses de otros sectores dominados. Las crisis en Gramsci surge cuando entra en crisis la capacidad de sumar, agregar, incluir – procesándolos – el mayor número de intereses al bloque hegemónico. La crisis es siempre crisis entre representantes y representados.

A la vez nunca una crisis es una vuelta al pasado. Gramsci concentra su interés en el modo en que el Estado burgués se recompone en situaciones de crisis. El proceso más frecuente es el que denomina “revolución pasiva” generalmente llevado adelante sin un proyecto realmente revolucionario.

La revolución pasiva es el proceso a través del cual la esfera más consolidada del poder político y económico recupera una parte de las demandas de los gobernados quitándole su iniciativa política. El Estado de esta forma amplía su esfera de clase. Cuando a través de este proceso no se logra recomponer la hegemonía, el bloque histórico y el estado entran en una etapa de descomposición.

Al hablar de crisis y fundamentalmente al considerar a un teórico que parte y critica al marxismo es necesario hacer una mención al conflicto social. Gramsci es, al igual que Marx, un teórico del conflicto social. En relación con este punto, su interés es encontrar la fractura por donde construir una “contrahegemonía”.

Lee el resto de esta entrada »

Posted in General | Leave a Comment »

PROHIBIDO OLVIDAR: LA MASACRE DE CANTAURA

Posted by Fidel Ernesto Vásquez I, en 9 octubre 2009

Por Fidel Ernesto Vásquez

cantaura-fidelvasquezEl 4 de octubre de 1982 a las 5.30 am, aviones Canberra y Bronco de la Fuerza Aérea Venezolana, cuatrocientos hombres de la Fuerza Armada Nacional y decenas de efectivos de la Disip procedieron a atacar un campamento donde 40 ciudadanos efectuaban una reunión del Frente Américo Silva del partido Bandera Roja, para ese entonces revolucionario. La reunión se efectuaba cerca de Cantaura, en el estado Anzoátegui, oriente de Venezuela. ¡Fue una emboscada que acabó con la vida de hombres y mujeres de entre 16 a 30 años!
Investigaciones posteriores revelaron que este hecho fue una operación de exterminio, a pesar de que el movimiento guerrillero armado venezolano ya estaba prácticamente extinguido. La mejor prueba de esto es que, de los 23 cadáveres, 14 presentaban tiros en la nuca: habían sido rematados estando heridos. Un modus operandi que también se repitió en las masacres de Yumare, Caño Las Coloradas y el Caracazo.

Aquel horrendo genocidio fue llevado a cabo durante el gobierno del socialcristiano Luis Herrera Campins, quien avaló la masacre llevada a cabo por la Disip, capitaneada por Henry López Sisco, quien se ufana de tener más de 200 muertos en su haber. Contó con el visto bueno del ministro de Relaciones Interiores de entonces, Luciano Valero, del gobierno estadounidense de ese momento -presidido por Ronald Reagan- y de los organismos internacionales, incluyendo a la Iglesia Católica. López Sisco hoy está imputado por la justicia venezolana pero huyó de ésta.

El 4 de octubre de 1982 la capital del municipio Pedro María Freites, Cantaura, estado Anzoátegui, amaneció bañada con la sangre de un grupo de 23 hombres y mujeres cuyo único pecado fue soñar con un esquema social diferente al establecido en aquella Venezuela injusta y clasista.

El entonces presidente, Luis Herrera Campins, había ordenado que aviones de la Fuerza Armada bombardearan el lugar conocido como los Changurriales del morocho Evans, donde un grupo de jóvenes revolucionarios se encontraba celebrando un congreso ideológico.

Casi todos eran estudiantes que conformaban el Frente Américo Silva (FAS), brazo armado del partido Bandera Roja, y que en ese episodio fueron víctimas de los desmanes de la cuarta República y de lo que ellos llamaban el sistema «ejemplo» de la democracia en América Latina: «Muertes crueles, cabezas destrozadas, manos amputadas, senos mutilados y disparos a quemarropa».

La mano del Imperio

La actuación militar en Cantaura no surgió de forma espontánea, tal como lo refleja un trabajo de investigación presentado por Radio Nacional en su página digital, obedecía a un esquema represivo que los Estados Unidos distribuyó en todo el continente, como parte de su política exterior destinada a defender lo que consideran sus «intereses». Este tipo de operaciones, en especial, data desde principios de la década de los 60.

Mientras John Fitzgerald Kennedy estuvo el frente del Gobierno estadounidense (1960-1963), las operaciones de contrainsurgencia dirigieron sus estrategias a minimizar los apoyos sociales que los guerrilleros despertaban en sus zonas de acción.

Los ejércitos y las policías de América Latina trabajaron, por indicaciones del Departamento de Estado y la CIA, en los asentamientos campesinos generando matrices de opinión negativas que persiguieron fomentar un rechazo hacia los grupos guerrilleros. «Sólo después de aislarlos, los guerrilleros debían sufrir el acoso militar de la contrainsurgencia», escribió Domingo Alberto Rangel en un artículo titulado «Cuando la democracia también mata».
Más tarde, el Departamento de Estado, durante la presidencia de Ronald Reagan (1981-1989), asume otra concepción (y que todavía continúa siendo política del poder imperialista): Al foco guerrillero hay que exterminarlo, aún cuando se trate de manifestaciones embrionarias. En el mismo texto, refiriéndose al proceder de los gobiernos de derecha frente a los insurgentes, Rangel asegura: «…una guerrilla que se arraiga o se mantiene, resulta indestructible. Proceder sin contemplaciones en el primer momento ahorrará esfuerzos estériles más tarde».

 

Lee el resto de esta entrada »

Posted in General | 1 Comment »