Fidel Ernesto Vásquez I.

“Patria es Humanidad”

Archive for 17/10/09

Barack Obama

Posted by Fidel Ernesto Vásquez I, en 17 octubre 2009

obama-Fidel Ernesto VásquezEn 1973, el vietnamita Le Duc Tho  declinó el Premio Nobel de la Paz, diciendo que  Vietnam no había alcanzado la paz. El siniestro Henry Kissinger, seleccionado junto a Le Duc, sí recibió el premio… ¡A pesar de que en Chile caía sangre por la acción de la dictadura militar de cuya instalación él fue uno de los artífices!

 Barack Obama, ha aceptado en el presente año el Nobel de la Paz, sin decir que el mundo no está en paz y sin reconocer que la política exterior de Estados Unidos no es de paz.

El Comité Nobel Noruego y la Academia Sueca, así como  las agencias de noticias controladas por el gran capital, se empeñan en legitimar el actual esquema de dominación. El Comité motiva la selección en los esfuerzos para favorecer la diplomacia. Las agencias dicen que el presidente de Estados Unidos recibió con humildad la noticia.

¿Acaso hay humildad en la afirmación de que se trata de una “reafirmación del liderazgo estadounidense en nombre de las aspiraciones de personas de todos los demás países”. Mucho más que la aparente humildad personal, pesa la reiteración, en labios de Obama, de que la hegemonía del poder estadounidense hay que aceptarla como un hecho legítimo.

  Es en aras de afianzar esa hegemonía, Obama  acordó con el ultraderechista presidente Álvaro Uribe Vélez poner a  disposición de las fuerzas militares y de los espías yanquis siete bases militares colombianas. La IV Flota, cuya reactivación fue dispuesta durante el gobierno de George W. Bush, aún amenaza  a América Latina. Hay que decir, además, que el Nobel de la Paz puso su firma en el documento que mantiene vigente por un año más el criminal bloqueo contra Cuba.

En Oriente, el actual gobierno de Estados Unidos mantiene la política de agresión y masacre. No ha dado respuesta al empantanamiento  en Iraq, pero no renuncia al control de ese territorio. Al inicio del presente año, envió a Afganistán 21 mil soldados, y sigue reforzando la ocupación con espías especializados en diferentes áreas.

Pero Obama aceptó el Nobel de la Paz.

 Sin atribuirle con   Kissinger la similitud que podría no tener, es obvio que, como él, se niega a llamar por su nombre la agresión. El Nobel apaña las acciones de los halcones y, envuelta en  humildad personal, introduce, como de contrabando la prepotencia imperialista. ¿De qué paz nos hablan?

Anuncios

Posted in General | Leave a Comment »