Fidel Ernesto Vásquez I.

UNIDAD Y LEALTAD CON CHÁVEZ, NICOLÁS MADURO Y LA PATRIA. “Patria es Humanidad”

  • Acceder al Sistema PATRIA

    • 1 Sistema PATRIA
  • ASAMBLEA NACIONAL CONSTITUYENTE 2017-2020 DOCUMENTOS

    • ASAMBLEA NACIONAL CONSTITUYENTE 2017-2020 DOCUMENTOS
  • CORREO PSUV

    • Correo PSUV
  • DOCUMENTOS PARA DESCARGAR

    • 1 FORMACIÓN MILITANTE
    • 1 PSUV
    • 1. Gaceta Oficial CONSTITUCIÓN DE LA REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA
    • 1. PLAN DE LA PATRIA DE LA REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA 2019-2025
    • 2. Libro Rojo
    • BOLETÍN INFORMATIVO DEL PSUV
    • C PERIÓDICO 4F
  • NUESTROS ENLACES

    • 1 d HIMNO DEL PSUV
    • 1 Estamos en Twitter
    • 2 Estamos en Twitter
    • CANAL YOUTUBE
    • https://www.instagram.com
  • Portal RT

    • Portal RT
  • RUSNIE-OPSU INGRESO EDUCACIÓN SUPERIOR

    • RUSNIE-OPSU CONSULTAS INGRESO EDUCACIÓN SUPERIOR
  • WHATSAPP WEB

    • WHATSAPP WEB

La historia de exterminio y los mecanismos de divisionismo racial en Arizona

Posted by Fidel Ernesto Vásquez I, en 29 abril 2010

Miles de manifestantes han salido a las calles a repudiar la firma de la ley racista que será causa de miles de abusos, puesto que permite la detención arbitraria bajo el juicio de agentes policiacos.

Por Centro de Medios Independientes

Cuando era jóven caminé a todo lo largo de esta nación, Este y Oeste, y no vi otra gente que no fuera Apache.
Después de muchos veranos caminé otra vez y no encontre otra raza más que la de la gente que vino a tomar
nuestra nación. ¿Cómo es esto?. Por qué los Apaches esperaron a morir -¿cargaron sus vidas con sus uñas?.
Ellos vagaron por las colinas y los llanos deseando que el cielo cayera sobre ellos.
Los Apaches fueron un día una gran nación; ahora no son sino unos cuantos,
y por esta razón ellos quieren morir, así es que cargan su vida con sus propias uñas.
Cochise Jefe Apache de los Apaches de los Chiricahuas.
Bury my heart at Wounded Knee, Dee Brown.

El contexto racial de la propuesta SB1070 en Arizona

El pasado viernes 23 la gobernadora Jan Brewer decidió firmar la propuesta de ley SB1070, misma que entrará en vigor en 90 días. Miles de manifestantes han salido a las calles a demostrar su repudio por la firma de la ley racista que será causa de miles de abusos, puesto que permite la detención arbitraria bajo el juicio de agentes policiacos.

Inmediatamente varias organizaciones y actores de la política en México y Estados Unidos han puesto en marcha acciones para evitar que esta ley continue su paso. El congresista federal Raúl Grijalba llamó a un boicot al estado de Arizona el pasado sábado, cabe mencionar que las oficinas de Grijalba estuvieron cerradas el día jueves y viernes debido a amenzas anónimas de muerte, obviamente por pronunciarse abiertamente contra esta ley racista.

Arizona, además de ser una de las principales ventanas de cruce de inmigrantes ilegales, es también uno de los estados que cuenta con la presencia de Minutman y extremistas blancos que repudian a la gente morena. Este contraste a llevado a la formación de grupos de chicanos y gente de color que desesperadamente tratan de mantener su identidad mexicana y luchan contra el racismo contra la gente de color, lo que lleva a un círculo vicioso en el cuál estos grupos repudian a la gente blanca por la historia de racismo que estos han impuesto en sus vidas. Si bien es cierto que en México el racismo existe como una verdad que nadie quiere mencionar, al cruzar a Etados Unidos uno puede sentir a flor de piel la diferencia racial, y el peso ideológico que la palabra “raza” contiene. En las formas y cuestionarios del censo por ejemplo, se proporciona la opción de marcar la raza como blanco, indígena o tribu americana, negro o afroamericano, asiático y filipino, con lo que muchos inmigrantes latinos no se sienten identificados, ya que por citar sólo un ejemplo, en México por la historia de colonización la población ha dado como resultado mestizos, ni blancos ni indígenas, pero al llegar a los Estados Unidos existe una presión y urgencia por integrarse a algún grupo racial diferente al blanco, ya que por su historia los grupos identifican a “la supremacía blanca” como un repudio total a la idea de identificarse con el grupo del cuál han sido víctimas.

El exterminio racial de las tribus indígenas en Arizona en el siglo XIX

La ley SB1070 es una muestra más de la historia de opresión que se reaviva en pleno 2010, las formas de opresión que utilizan mecanismos basados en el color de la piel se olvidan o tal vez sólo mantienen su tradición de persecución y aniquilación, la historia de Estados Unidos, un país que se construyó basado en la invasión y exterminió de tribus indígenas, que aniquiló a su población originaria en el siglo XIX, que en el estado de Arizona persiguió a sus habitantes al jefe de la tribu de los Navajos el jefe Manuelito, al jefe Cochise y al jefe Gerónimo de los Apaches de los Chiricahuas. En aquél entonces los invasores hicieron miles de promesas a los jefes indígenas, prometieron paz, engañaron a los indígenas para arrebatarles sus tierras, y cuando ya eran demasiados invasores en estas tierras y cuando su poder militar revaso a las armas de los indígenas, entonces los cazaron, los encerraron en refugios y los orillaron a vivir en tierras hostiles e infértiles donde las tribus lentamente se extinguieron.

Actualmente en Arizona, la población indígena se compone de 20 diferentes tribus: Chemehuevi, Chiricahua, Cocopa, o Xawitt Kunyavaei, Dilzhe’e Apache, Havasupai o Havasuw `Baaja,Hopi, Hualapai o Hwal `Baaja, Maricopa o Piipaash, Mohave o Hamakhava, Navajo o Diné, Southern Paiute,Pima o Akimel O’odham,Quechan o Yuma, San Carlos Apache, Nné – Coyotero o Western Apaches, Tewa, Tohono O’odham, Papago, Southern Ute, White Mountain, Apache, Ndé – Coyotero o Western Apaches, Xalychidom o Halchidhoma, Yaqui o Hiakim, Yavapai o Kwevkepaya, Wipukepa, Tolkepaya, y Yavepé, Zuni o A:shiwi.

Los campos de concentración y la caza de inmigrantes japoneses durante la Segunda Guerra Mundial

Después la historia continuá en el siglo XX, durante la Segunda Guerra Mundial, en 1942 después de los conflictos bélicos contra Japón , en los Estados Unidos se tomaron medidas contra la población japonesa y los descendientes de estos. El Teniente General John L. DeWitt, comandante de la Defensa Oeste de los Estados Unidos declaró una ley que permitía la caza de los japoneses extranjeros residentes en el páis, así como de los ciudadanos. De Witt estableció zonas de Exclusión Militar para los detenidos, mismas que en realidad fueron campos de concentración en Washington, Oregón, California y en el estado de Arizona. Sin embargo como no existía mecanismos que forzaran a dicha población a ir voluntariamente a los campos de concentración, el Secretario de Guerra Henry Stimson propusó una ley que condenaba a todo civil que desobedeciera a un militar en un área militar a un año de prisión y a una multa de 5000 dólares. La ley fue firmada por el presidente Roosevelt el 21 de marzo otorgando el poder para la caza de inmigrantes de origen japones. El gobierno de Estados Unidos persiguió y encarceló a miles de japoneses, quienes perdieron todas sus pertenencias. Años después durante el gobierno de Ronald Reagan en 1988 Estados Unidos se disculpó con las víctimas diciendó que había sido producto de “los prejuicios raciales, la histeria bélica y la deficiencia del liderazgo político”.

La población de origen latino en Arizona en la actualidad

Las tierras de Arizona han sido siempre territorios en disputa, las tribus indígenas perseguidas y siempre en guerra contra los mexicanos de Sonora, y despúes apropiadas por los Estados Unidos en 1848 con el Tratado de Guadalupe Hidalgo en el que Santa Ana vendió parte del territorio mexicano al gobierno estadounidense. Hasta entonces Arizona era México, y al menos en Tucson existen todavía varios barrios “mexicanos” mismos que hoy en día van siendo víctimas del fenómeno de “gentrification” en el cuál los precios de las viviendas se elevan y poco poco la población originaria va siendo expulsada. Estos barrios mexicanos, como el “Barrio Viejo” son un atractivo turístico de Tucson debido a su arquitectura pintoresca, característica de las viviendas coloniales del Norte de México. También gran parte de la riqueza cultural de Tucson la proporcionan las artesanías de los indígenas, con colores de chaquiras, varias tiendas de la 4a Avenida el corredor turístico “hipster” están llenas de estas artesanías y restaurantes. Todos estos comercios son generalmente visitados por población de habla inglesa, debido a que son sitios turísticos o cercanos a la universidad. Los mexicanos por otro lado se reunen y transitan más al sur de Tucson, donde la población mexicana se ha refugiado, las casas son más baratas, los barrios más peligrosos según la opinión de algunos residentes, sin embargo uno puede encontrar tiendas de abarrotes en las esquinas y hay más gente en las calles que en los barrios del norte, tal como ocurre en México.

Sin embargo el Sur ha sido marginado en cuanto a servicios, por citar algún ejemplo, el Centro para el Cancer no cuenta con ninguna sucursal en el sur de la ciudad, y cuando presentó su propuesta para expandir sus centros para hacerlos más accesibles a la población marginada propuso construir un nuevo centro al norte de la ciudad, donde evidentemente la gente que vive en el sur continuaría como parte de la población excluida de estos servicios. La mayoría de la población que vive en el sur de la ciudad hablan español, los comercios incluso son atendidos por población de origen latino y los costos de los comercios son considerablemente más baratos que en el norte o centro. Muchos de los residentes llevan años y generaciones en estos sectores de la ciudad, sin ir más lejos, la generación anterior de abuelos fue mexicana, y por lo mismo nunca aprendieron inglés, ellos siguieron viviendo en México aunque la ley y los límites geográficos federales dictaran lo contrario.

En Arizona gran parte de la población es gente latina, principalmente de Sonora que cruza diariamente con tarjetas de residencia o visados con el objetivo de realizar compras o de trabajar, y aunque bien es cierto que los inmigrantes ilegales cruzan por Arizona, en ningún momento se establecen en el estado debido a la proximidad con la frontera y a los fuertes operativos y patrulleos de la policía fronteriza, la Border Patrol. Los llamados “mall” o centros comerciales se llenan de Sonorenses que vienen a relizar sus compras, Nogales Arizona, de hecho se mantiene en gran parte del comercio que generan los mexicanos diariamente. En una encuesta que realizó el diario de Sonora El Imparcial, el 80% de la población ha mencionado que ahora no tienen nigún deseo de cruzar y realizar sus compras en el lado estadounidense por miedo a ser detenidos arbitrariamente y hostigados por agentes policiales.

La SB1070 y el odio que se gesta en las calles

En este contexto surge la ley SB1070, una vez más el racismo impuesto y engendrado en este país lleva al divisionismo y al resentimiento de la población afectada, el racismo que genera odio y más racismo. En un país donde la población está tan mezclada y dividida al mismo tiempo, una ley como la SB1070 es una bomba de tiempo. Organizaciones de Derechos Humanos y abogados están previendo que el estado de Arizona perderá cantidades enormes de dinero en demandas que interpondrán ciudadanos latinos que serán hostigados con esta ley y en la inversión que ha anunciado la gobernadora Brewer se tendrá que asignar en educar a los agentes policiales para evitar abusos.

Es interesante cómo Estados Unidos se versa el concepto de “gente de color” que crea por sí sólo más confusión y divisionismo. Ya una vez el gobierno se empeño en dividir a las poblaciones de negros de los indígenas para evitar que estos se aliaran contra sus opresores, a los negros se le prometió su libertad de la esclavitud, sin embargo los mecanismos raciales contra la población negra continuaron y aún hoy en día a pesar de que exista en el poder un presidente “de color”, la discriminación continuá, sin ir más lejos el año pasado en Oakland policías del transporte urbano BART asesinaron al jóven Oscar Grant por el simple hecho de ser negro. Las barreras raciales siempre han servido como mecanismo de divisionismo debilitando los movimientos sociales. Y la ley SB1070 ya está comenzando a crear odio y resentimiento en las generaciones jóvenes de descencientes latinos.

A pesar de que el gobierno de Obama ha calificado esta ley como “desencaminada y lamentable” aún no ha habido ninguna acción legal contundente para vetarla. Las promesas de Obama de una reforma migratoria siguen tratando de alimentar la esperanza de la población latina, votos en las urnas, promesas que se lleva el viento.

Hoy en día la esperanza de quienes viven en Arizona es el boicot, la vergüenza de pertenecer a este Estado y el odio que un día será mayoría en las urnas.

Una respuesta to “La historia de exterminio y los mecanismos de divisionismo racial en Arizona”

  1. brunil y antonio said

    SI LA CULTURA NEGRA NO SE DESPRENDE SU GEOGRAFÍA ANCENTRAL ORIGINAL, no se fueran convertido en sujetos creadores de cultura
    Por Antonio José Guevara y Brunilde I. Palacios Rivas.

    Pensamos que se debe valorar el esfuerzo hecho dentro de un espacio que nos llama a la reflexión constructiva, como a la producción de hechos que conlleven a visibilizar ese proceso que implicó el negocio negrero, donde hay que vanagloriar la inteligencia de esos seres que debieron ser tratado por su capacidades y potencialidades y no por sus aspectos fenotípicos y genotípicos, los cuales fueron tratados como inhumanos o Piezas de India, en donde solamente se valoró sus aspectos físicos (donde la mayor carga la llevó la mujer negra). Pero quisiéramos enarbolar el aporte a la diversidad venezolana hecho por la cultura negra, donde la reflexión se ha convertido en la herramienta epistémica que permita desentrañar la misma reflexión y los hechos histórica para llegar a consenso que nos permitan entender al humano como creador de cultura, en el que se pudo echar a un lado el trato impío y inhumano recibido (tanto por los africanos, como por los europeos) y en el que no se ha comprendido la importancia que tiene la inteligencia humana para adaptarse a otros medios para crear una geografía espacial diferente (denominada como cultura negra) que se va a caracterizar por poseer rasgos que la identifican como propia de ese proceso que se vivió en los nuevos estados nación que se estaban creando y que la hacen determinarse como diferente a la africana, indígena, criolla y europea, en el que sin la participación de los negros y los indígenas no se fuera hecho visible en el proceso que implicó nuestra independencia y este país jamás hubieran alcanzado el grado de desarrollo que actualmente tiene. Por ello, venimos sosteniendo desde hace mucho tiempo que el término “afro-descendiente”, es intrascendente y anti-histórico que irrumpe en contra de las fuentes que sirvieron para crear la República (1811),en un momento en que la Revolución Bolivariana está propiciando un nuevo sistema de participación centrado en la cohesión y corresponsabilidad que incluye el relanzamiento de nuevos paradigmas que vienen a favorecer una generación de alternativas que están auspiciando un sistema que implican una serie de procesos con el propósito que transfieran su efectividad dentro del contexto local y para ello se hace necesario adecuarlos dentro de una serie de principios y valores consustanciados con el proceso histórico que estamos viviendo, en donde la participación debe conllevar a la cimentación de una visión compartida que genere un pensamiento holístico en función de concebir un ciudadano que tenga una capacidad de comunicación que posea un esquema conceptual actualizado y socializado, con el propósito de que se pueda discernir en cuando al uso agudo de herramientas que confieran su formación particular, lo cual implicaría compartir una imagen de futuro que permita el desarrollo de la energía generativa de lo humano, con la finalidad de afirmar la nacionalidad venezolana y reconstruir un país más justo y ético que tome en cuenta la importancia que tienen los principios y valores para el desenvolvimiento de sus potencialidades, la imaginación productivas, la sensibilidad de percepción y la comprensión del espíritu (por ello… la lucha por su memoria no se puede separar de su nueva geografía espacial, ya que existió la necesidad de crear una nueva que viene a reafirmar el que la cultura negra no es producto de lo africano, sino del proceso que implicó el desarraigo, la esclavitud y la conformación de las nuevas repúblicas que se libraban de la imposición europeas.
    Quienes nos hemos convertido en gestores de esta controversia, no podemos dejar de pensar y obviar, el papel jugado por las culturas africanas, las cuales se dedicaron al oficio de cazar y vender a sus congéneres a los europeos por objetos que no tenían valor alguno, en el que se quedaban seducidos ante el mefítico aroma en descomposición que emergía y de otros perfumes que brotaban de tan olientes prendas que intercambiaban, en el que no importó que eran humanos y lo peor del caso, se aspiran invisibilizar tal dinámica histórica representó una experiencia desgarradora que no se puede disfrazar, o desvanecer tan fácilmente, en el que no se puede olvidar su sabor amargo y desolado, porque reconstruir lo anterior a lo ocurrido, implica un ejercicio doloroso que marcaría el carácter definitivo y destructor de tal actividad humana. Por ello, se hace recomendable revisar tal supuesto histórico, en el que nuestros Originarios Históricos que vinieron a conformar la República fueron el producto de este desarraigo, en el que no interesaba si pensaban, sentían y además (…) que eran africanos y es por ello, que la pérdida de sus diferentes idiomas se convirtió en un gesto de irreverencia y en una respuesta que debía garantizar la necesidad de adquirir otra y esto trajo como consecuencia mucho odio, por el acto cruel e inhumano de ser tratados como Pieza de India, donde sólo importaba su venta, lo cual trajo consecuencias de mucha transcendencia, permitiéndoles que se convirtieran en creadores de la Cultura Negra. Cultura que marca un hito en la historia del mundo y fue uno de los fenómenos para que el mundo sintiera cambios profundos a partir del siglo XVIII, en el que se demostró que eran seres humanos que debían ser reconocidos como ciudadanos en las nuevas legislaciones, en donde estaban naciendo los nuevos estados-nación.
    En este sentido, no podemos aceptar que hoy no se quiera reconocer nuestra capacidad, como nuestro aporte a la diversidad de la humanidad, sin importar las reminiscencias de ese acto cruel, e inhumano, para hoy sin pena, con el mayor descaro, plantear que somos “Afro- descendientes”, no importándoles fragmentar el país, cuando por el contrario, debería existir un rechazo muy marcado por parte de la sociedad venezolana, en contra de esa conducta que solamente contribuye a la preservación de intereses personales y a la imposición de una conducta que niega la naturaleza del otro.

    Esto implica que La Cultura Negra se ha sabido levantar, con entereza y mucha fortaleza, a pesar que le ha costado mucho su aceptación dentro de la idiosincrasia venezolana, pero estamos cada día trabajando en función de la igualdad, en pro de nuestro reconocimiento como cultura que hizo un aporte importante a la diversidad venezolana, aunque dentro de los principios que se incorporaron en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, estamos viendo como mucho delicadeza ese reconocimiento expreso en el que se puede notar muy seriamente, que el termino afro-descendiente, no encaja dentro los supuesto jurídicos que allí se establecen para poder ser reconocida como pueblos que poseen una identidad étnica y cultural que los diferencia de los demás, y en el que quedó expresado “…un profundo cambio de perspectiva política y cultural que reoriente la conducción del Estado venezolano, por su carácter multiétnico, pluricultural y multilingüe, en el que se les reconocen ciertas especificidades y, en particular, su organización social, política y económica, sus culturas, usos y costumbres, sus idiomas y religiones, así como el derecho que tienen a mantener y desarrollar su identidad étnica y cultural, cosmovisión, valores y espiritualidad.
    Frente a este poderoso cambio paradigmático, el estado venezolano asumió una trascendental responsabilidad al momento de administrar justicia, así como el deber de reconocer en sus decisiones a las partes que se articulan, de la manera más humana, equitativa, justa, equilibrada e imparcial, en el que se debe ser garante de la aplicación suprema y preeminente de la Constitución y este es uno de los problemas jurídicos que se les va a presentar a quienes creen que es fácil que se le reconozca su africanidad, al no contar con una organización social, política y económica, además de una jurisdicción especial que le ha permitido en el tiempo mantener una cultura identificadora que contenga, usos y costumbres, idiomas y religiones, como una identidad étnica, especifidades en sus formas de comunicación que los identifique del resto de la cultura nacional, cosmovisión, valores, espiritualidad y sus lugares sagrados y de culto; así como sus autoridades legitimas requisito fundamental para que el estado pueda reconocer su existencia, además de su soberanía e indivisibilización.
    Esto quiere decir, que a pesar que Venezuela se ha convertido en un Estado Social de Derecho y Justicia, la aplicación de la justicia debe de cumplir con estos principios. Es por ello, que el constituyente de 1.999 concibió una actividad jurisdiccional eficaz, confiable y transparente a cargo de administradores de justicia de las diferentes jurisdicciones comprometidos en proteger y garantizar a la persona los derechos sustanciales y las libertades consagradas en la Constitución Política y en la ley, con el objeto de alcanzar la convivencia social y la concordia nacional. Por eso, el reconocimiento de la jurisdicción especial, juega un papel importante para ser reconocidos como pueblos autónomos y como componente esencial del Sistema de Justicia, dando la posibilidad a las autoridades legítimas, en el que se puede notar que quienes se auto-determinan como descendientes de africanos no cuenta con una instancia de justicia originaria, y no se pueden reconocer como cultura autóctona o originaria dentro de un Estado pluricultura, es decir…, no cumplen con este principio jurídico, debido a la forma como se dio el proceso de desarraigo e instauración de la esclavitud en Venezuela, en el que se dieron relaciones de poder distintas en comparación a Colombia, Perú, Cuba, Republica Dominicana, Haití, etc., y por otro lado, porque el desprendimiento de los idiomas se hizo de manera muy rápida, porque de no ser así, no se fueran convertidos en sujetos creadores de cultura, con una capacidad tan impresionante para aprender, que crearon una cultura distinta a la africana, indígena y distinta a la europea y a la criolla, en donde su núcleo central de sentido no se puede aislar de estas culturas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: